Juan Martín, tras su pasantía en PTP: “Espero poder alguna vez ayudar a alguien como me ayudaron a mí”

Juan Martín  es un joven de 18 años que vive en San Martín de los Andes y que durante gran parte del 2020 realizó una pasantía en PTP Seguridad Privada, para incorporar conocimientos del funcionamiento administrativo y logístico de una empresa. Este mes, Juan Martín inicia sus estudios de Economía en la Universidad UCEMA, en Buenos Aires, con un gran futuro por delante.

Desde esta empresa sanmartinense expresaron: “En PTP Seguridad Privada nos vemos como parte de una comunidad y estamos convencidos que si a ésta le va bien a nosotros también. Por este motivo es que incentivamos a nuestros colaboradores a seguir formándose, para y por ellos mismos como primera medida, y desde ese lugar, es que no dudamos en crear este programa de pasantías para jóvenes como Juan Martín, que han desarrollado desde muy temprana edad un propósito de vida y hará lo que sea para alcanzar sus objetivos”. Estamos felices por haber incorporado en nuestro equipo a quién nos desafió con sus frescas ideas y reflexiones”.

Por su parte, Juan Martín, al finalizar su pasantía le escribió una carta a PTP, que transcribimos aquí: “A meses de empezar mi carrera en economía, decidí que necesitaba conocer por dentro cómo se vive el proceso de cooperación del mercado. Con esto en mente, quería meterme en una empresa que aporte verdadero valor a la comunidad y que no haya sido engañada por los muy distorsionados incentivos que hay en Argentina. En el caso de la compañía que elegí, su trabajo es llenar uno de los muchos huecos institucionales del país: el resguardo de la propiedad privada. Así, con esta carta pretendo contar sobre mi experiencia en esa comunidad que es Protección Total Patagónica. 

“PTP se encuentra en un escenario donde, si bien hay muchas oportunidades, las regulaciones hacen de los negocios una tarea difícil. Frente a estas circunstancias, puede ver cómo la empresa sacó el mejor provecho de los pocos recursos con los que disponía. 

“Una de esas regulaciones es el control de salarios que impone el Estado cuando prohíbe trabajar por debajo de un determinado nivel de productividad. Lo que no tiene en cuenta esta legislación es que con el escaso capital humano argentino – sobre todo en el área de seguridad física – la mayoría de trabajadores no alcanza ese nivel y por tanto son condenados al desempleo. Con este panorama, Protección Total Patagónica, en lugar de despedir o reemplazar a sus empleados, se dedicó a formarlos para que lleguen a ese nivel productivo. 

“Lo anterior es uno de muchos ejemplos que ilustra cómo la empresa se adapta a las circunstancias adversas, no confrontándolas, sino transformándolas a su favor (y no hablé de la pandemia). Éste es a nivel empresarial el valor más importante que adquirí en mi pasantía. Por otro lado, a nivel personal, creció mi autoestima. Hoy entiendo que puedo cargar con ciertas responsabilidades, que antes hubiera creído demasiado grandes para mí. Considero que el haber internalizado esto, es el punto de partida para asumir responsabilidades mayores y crecer profesional y personalmente. 

“En conclusión, la pasantía me dio la posibilidad de crecer mucho más de lo que pensaba. Estoy orgulloso de haber tomado la decisión de hacerla y agradecido con quienes me dieron la oportunidad. Hoy puedo decir que tengo mucho más entusiasmo por seguir trabajando para aprender y no por la plata. Es síntesis… una experiencia vale más que 1000 podcast y charlas ted. Espero poder alguna vez ayudar a alguien como me ayudaron a mí. Gracias, Juan”.

Deja un comentario