Equilibrando los platos clásicos con la producción gourmet, «Puro, Cocina & Café» cumple un año en el Club House de Chapelco Golf

“Puro, Cocina & Café”, cumple un año brindando un servicio distinto en el Club House de Chapelco Golf & Resort, acompañando las mejores experiencias de los golfistas, así como la de los turistas y residentes que se acercan a disfrutar de ese privilegiado lugar. De la mano de Candelaria Tolosa y Diego Cabrera, ha transitado un año de aprendizajes que consolidan una cocina elaborada y distintiva ante una oferta de platos clásicos, propios de un club house.

“El balance es súper positivo, más allá de las circunstancias, que peores no podían haber sido. Todos los que nos visitaron nos dieron una bienvenida muy cálida y tenemos muchos clientes fieles que siguen viniendo”, explica Candelaria haciendo una evaluación de cómo fue este primer año.

La gastronomía de “Puro, Cocina & Café”, juega en un sutil equilibrio de una producción tradicional pero con elaboración gourmet. “Nosotros definimos a nuestra cocina como honesta. Lo que recibís en la mesa es lo que viste en la carta. En el menú vas a encontrar muchos platos de club, como revuelto gramajo o un filet a la romana, clásicos que no pueden faltar, al igual que los sándwiches y los aperitivos, como una picadita, que también tienen que estar. Pero todo con una vuelta de tuerca, que aunque se trate de un plato tradicional, no es menos sofisticado”.

Si bien ambos chefs se conocieron trabajando y los dos cuentan con una amplísima experiencia en la cocina local y regional, la dinámica del Club impone otros tiempos que los que se acostumbran en un restaurante tradicional. “Fue un año de mucho trabajo en el que fuimos conociendo el funcionamiento del club house, de los tiempos del golf y de lo que buscan los golfistas, que son el 80% de nuestros clientes.”

Entre los platos más pedidos están el bife de chorizo, las hamburguesas o la bondiola de cerdo rellena con espumas de vino. También se preparan todos los días una o dos variedades de tarta, con ensalada de estación. “Si bien el plato base es el mismo, lo vamos rotando con sugerencias más elaboradas o más gourmets”. 

Los chefs buscan trabajar con sabores particulares en una cocina propia que recurre a una permanente producción personal. “Todo lo que se sirve en la mesa lo elaboramos nosotros. Desde los panes y las croissants hasta los brotes o inclusive la reducción de aceto y la mezcla de especies que utilizamos para condimentar. Tenemos un mercado con nuestros productos”, aclara Candelaria para rescatar los sabores de productos caseros que llevan todos los días a sus mesas.

Acción con Johnny Waker y Kamado Argentina

Al igual que durante el verano pasado, “Puro, Cocina & Café” ampliará su horario de atención para ofrecer nuevamente una experiencia diferente para quienes deseen ir a cenar. “La carta de la noche es completamente distinta a la del mediodía, con platos más elaborados, con otro tipo de vajillas, acompañados de un clima distinto para vivir una experiencia diferente que justifique el viaje desde el centro de San Martín o de Junín”.

Por el momento, sólo abren los sábados por la noche, pero a partir de noviembre se van a ir sumando días, para llegar al verano con cuatro noches por semana. En la carta nocturna se van a poder encontrar pescados no tradicionales. Más allá de la trucha o el salón, que es lo más típico que se puede conseguir acá, se van a ofrecer platos con pescado blancos y algo de mariscos. 

Para concluir, Candelaria vuelve a agradecer a todos los que hicieron posible transitar este primer año. “Tenemos un gran equipo de trabajo, hemos recibido un acompañamiento permanente de nuestros clientes y el apoyo del Consejo Directivo del Chapelco Golf & Resort, que no quiero olvidar mencionar”.

Deja un comentario