Cada 8 de octubre la ciudad se iluminará de azul turquesa para visibilizar la dislexia

En la Sesión Ordinaria número 19 del Concejo Deliberante, se declaró de interés municipal al “Día Internacional de la Dislexia” el cual se conmemora cada 8 de octubre y se acompaña iluminando de azul turquesa a las instituciones públicas locales y/o espacios públicos. Durante el cuarto intermedio, Lucas Verduga Santillán, dio algunos detalles sobre la importancia de dar a conocer qué es la dislexia y cómo se puede colaborar con las personas que viven con este trastorno. 

La dislexia es un trastorno específico del aprendizaje de la lectura, de origen neurobiológico, crónico y con un componente hereditario significativo. Es decir, que, aunque perdura durante toda la vida, es en la etapa escolar donde tiene el mayor impacto debido al reto que significa diariamente para el niño. En este sentido, Lucas, mencionó que “al ofrecerle un audio inmediatamente está en igualdad de condiciones con el resto de niños y niñas”. 

Es por eso que esta declaración de interés es tan significativa, según explicó Verduga “busca principalmente visibilizar y concientizar a la población sobre todo a las familias, porque muchas veces no hay diagnósticos y que se haga temprano va a mejorar la calidad de vida de ese niño”. Sobre todo, teniendo en cuenta que el origen es una afectación del procesamiento fonológico y por ende el niño tiene muchas dificultades en asociar el sonido con la letra que le corresponde, desencadenando errores al leer y al escribir. 

Por otra parte, Lucas aseguró que en muchos casos los niños con dislexia suelen tener complejos y autoestima baja al sentir que no son suficientemente inteligentes y que les requiere un gran esfuerzo estar a la par. Esto pasa, cuando no hay un diagnosticado “y trae consecuencias gravísimas”, enfatizó el referente de “Unid@s por la Dislexia”. Y agregó que es sumamente importante: “Solicitar a todas las instituciones educativas el cumplimiento de la aplicación de la ley 3015 de la provincia del Neuquén, para que, en cada aula, se pueda hacer un diagnóstico temprano y realizar las adaptaciones metodológicas correspondiente”.  

Los primeros síntomas de dislexia se detectan en la etapa infantil, y por lo general se diagnostica una vez finalizado segundo grado de la educación primaria. Pero los especialistas recomiendan que en caso de dudas o sospechas no esperar para consultar, ya que, la intervención debe ser lo más pronta posible. De esta forma se ayuda a reducir la gravedad del trastorno y se pueden evitar las consecuencias emocionales que genera tener una dificultad de aprendizaje en un área que es tan esencial a nivel académico.  

Asimismo, Verduga Santillán expresó que “el lugar indicado para detectar este trastorno es la escuela, porque es en donde empieza a mostrarse la dificultad, ya que se trata de un sistema educativo que está principalmente centrado en la lectoescritura” y añadió: “Estamos hablando del comienzo de la primaria, primero o segundo grado donde esto se hace notorio y son la maestra, la institución y la familia los que pueden notarlo, aunque muchas veces se pasa por alto y se cree que el niño no es aplicado, no estudia lo suficiente y se le genera mucho sufrimiento y de alguna manera estigmatiza al disléxico como una persona menos inteligente”. 

Gracias a los avances de la tecnología actualmente resulta más fácil poder ir dejando a un lado la lectoescritura y permitir el acceso al conocimiento a través de vídeos, audios y grabaciones. Con respecto a este punto, el referente de Unid@s aseguró: “visibilizando y aplicando la ley 3015, se subsana el aprendizaje con adaptaciones metodológicas para mejorar la calidad de vida del 10% de los niños y niñas de nuestro país”. 

Signos para detectar la dislexia en niños de 6 a 9 años

Lenguaje oral

  • Las dislalias y otros errores del lenguaje oral se han superado o están en fase de superación, especialmente si se han intervenido a tiempo.
  • La expresión oral y el vocabulario siguen siendo pobres.

Capacidades cognitivas y conductuales

  • Dificultades de orientación espacial, principalmente entre izquierda y derecha.
  • Aparentan ser niños despistados y presentan falta de concentración y atención, principalmente cuando realizan tareas relacionadas con la lectoescritura.
  • Comienzan los problemas de conducta a causa de la frustración, la desmotivación y el desinterés.
  • El rendimiento en las áreas lingüísticas es significativamente más bajo que en otras áreas.
  • Al realizar operaciones les cuesta alinear las cifras, por lo que numerosos errores en el resultado se deben a que operan con el número que no corresponde, así como, en ocasiones comienzan a realizar las operaciones por la izquierda.
  • Malestar ante la lectura en voz alta.
  • Dificultades de organización y planificación tanto en casa como en el colegio.

Dificultades de aprendizaje:

  • Especial dificultad en la adquisición de la lectura y la escritura.
  • Dificultades de aprendizaje de secuencias, (meses, abecedario, estaciones…)
  • Dificultades para aprender las tablas de multiplicar.
  • Dificultad para leer números, produciendo inversiones de cifras con frecuencia.
  • Confusiones de números que suenan de manera similar.
  • Dificultad para realizar seriaciones en sentido inverso o descendente.
  • Dificultades en el aprendizaje de lenguas extranjeras.

Motricidad y grafía:

  • Suelen tener una postura inadecuada al igual que la posición del papel.
  • En la escritura suelen presionar demasiado el trazo sobre el papel.
  • Grafía irregular y falta de alineación de la escritura.
  • Dificultad para mantener el trazo continuo, por lo que algunas letras están hechas de trazos sueltos.
  • Lentitud y agarrotamiento al escribir.

Lectura:

  • Mayor nivel de comprensión oral que de comprensión lectora.
  • Mayor dificultad para la lectura de pseudopalabras, suelen cometer lexicalizaciones.
  • Más dificultades en la lectura de palabras largas e infrecuentes.
  • Omiten muchas palabras función y nexos.
  • Confusión de letras con similitud morfológica o fonética.
  • Omisiones, adicciones y sustituciones de fonemas y de sílabas, principalmente, mixtas y trabadas.
  • Confusiones entre sílabas directas e inversas y entre mixtas y trabadas.
  • Sustitución de unas palabras por otras que comparten la primera o primeras sílabas.
  • Falta de ritmo, rectificaciones, repeticiones, silabeo…
  • Vacilan principalmente en palabras largas e infrecuentes, en construcciones silábicas compuestas y en sílabas con diptongos, triptongos y hiatos.
  • Lectura mecánica, monótona y sin comprensión.
  • Velocidad lectora muy por debajo de la media para su edad.
  • Descoordinación entre respiración y lectura, (no respetan los signos de puntuación y hacen pausas inadecuada)
  • Dificultades con la acentuación de las palabras, ya que las leen cambiando la posición de la sílaba tónica, (público, publicó).
  • Dificultades para seguir la lectura visualmente, se pierden, se saltan algún renglón, vuelven a leer la misma línea, etc.

Escritura:

  • Persiste la escritura en espejo de números y letras.
  • Cambios de orden de las sílabas dentro de una palabra y reiteraciones.
  • Errores de segmentación, principalmente juntan palabras función a palabras de contenido y fragmentan palabras largas y compuestas. (Elniño tenía una es pada).
  • Confusiones entre sílabas directas e inversas y entre mixtas y trabadas.
  • Mezclan letras mayúsculas con minúsculas sin seguir ninguna regla ortográfica.
  • Omiten las palabras función y los nexos sobre todo en redacción.
  • Dificultades para establecer las pausas en una narración.
  • Omisión de acentos y de signos de puntuación.
  • Dificultades en la estructuración sintáctica y en la coordinación gramatical.
  • Carencia de vocabulario.

Deja un comentario