“Nos queda el mundo”: una antología poética, patagónica y feminista

Tras ganar el Premio Democracia de la Fundación Octubre en la terna de Literatura, el pasado sábado la Colectiva de Escritoras Patagónicas presentó la antología “Nos queda el mundo”, un poemario colectivo autogestivo para convidar. RSM conversó con Florencia Nobre y Tamara Padrón para conocer más detalles al respecto.

“Somos una colectiva de mujeres escritoras, narradoras, bibliotecarias, poetas, trabajadoras culturales, docentes y mediadoras de lectura. Estamos todas vinculadas a los libros de formas diferentes. Tenemos dos principios: uno es no leernos a nosotras mismas sino a alguna compañera; el otro es difundir. Sabemos que estamos en la periferia, que nuestro país, aunque sea federal declarativamente, funciona con centros puntuales como Buenos Aires. Entonces encarar esta tarea de difusión es fundamental porque la escritura en Patagonia es diversa y potente”, comienza a explicar una de las integrantes de la colectiva, Tamara Padrón.

Foto: Federico Soto.

Ante la pregunta del lugar que ocupa la colectiva en cada una de ellas, a nivel personal, Florencia Nobre expresó: “En toda esta semana de feria del libro, compartiendo con compañeras los diferentes talleres de poesía en los que participamos, me encontré con la diversidad que, puertas adentro, tiene este libro. Lo enriquecedor que es eso para la escritura propia. Nos nuclea el ser mujeres, feministas, escritoras, y que amamos la poesía y el trabajo con la palabra. Todo eso es un montón”.

“Nos queda el mundo” se presentó el sábado en el marco de la 15º Feria Regional del Libro, en un evento marcado por la multiplicidad de voces y la emotividad. Cada autora leyó poemas de una compañera, formando una cadena de convites de lectura. “Este libro es la versión impresa de una antología que nació en plena pandemia, con un word que armamos con poemas de la Casa San Martín, que es la nuestra, porque la colectiva se organiza en diversas casas. De ahí pasó a PDF y luego a libro digital. Esa edición gratuita la hicimos con tanto cariño y quedó tan linda que decidimos transformarla en papel”, explica Padrón.

Foto: Federico Soto.

“En estos días vivimos muchas cosas juntas. Al mismo tiempo que salió el libro de impresión, que venía para acá y que lo presentamos, nos enteramos del premio”, dice Florencia. El Premio Democracia, en la terna literatura, se otorgó por votación abierta, a raíz de la labor de la Colectiva en cuanto a difusión de autoras locales y regionales. En la misma terna competían el docente y escritor Martín Kohan, y la escritora y dramaturga Camila Sosa Villada. “Ganar este premio es mucha responsabilidad. Ahora nos van a conocer”, dicen ambas a la vez.

Sobre el final de la charla, las poetas conversaron sobre qué significa leer a otras compañeras: “Cuando una lee a otra, resignifica las palabras, le pone su propio ser y su sentir. Hay un agregado muy mágico, también para la persona que escucha su poema en otra voz”, dice Nobre. “Durante la presentación del libro éramos 12 mujeres leyéndonos unas a otras. Ahí dimensionamos el tamaño de todo esto”.

Deja un comentario