«Es fundamental asegurar la perspectiva de género en el ámbito de la justicia», afirmó el diputado Coggiola

El diputado provincial del partido Demócrata Cristiano, Carlos Coggiola presentó dos proyectos que buscan asegurar la perspectiva de género en la justicia neuquina. En los mismos se plantea incluir como causal de recusación en el Código Procesal Penal y en el Civil y Comercial, las manifestaciones judiciales o extrajudiciales contrarias a la perspectiva de género o discursos de odio o discriminatorios. Las iniciativas son impulsadas por representantes de los bloques Partido Demócrata Cristiano, Frente de Todos, Juntos por el Cambio y CC-ARI. 

En uno de los proyectos se propone incorporar el planteo como inciso 11 del artículo 17 de la ley 912, Código Procesal Civil y Comercial de la provincia, mientras que el otro apunta a incorporarlo a través del artículo 42 bis en la ley 2784, Código Procesal Penal de la provincia. 

En diálogo con RSM Radio, el diputado Coggiola aseguró: “Es fundamental asegurar la perspectiva de género en el ámbito de la justicia para evitar revictimizar”. En este sentido, en los fundamentos de los proyectos se sostiene que la falta de perspectiva de género en el ámbito judicial vulnera el derecho de acceso a la justicia en condiciones de igualdad de mujeres y diversidades, como Derecho Humano fundamental. 

El funcionario aclaró que no se va a ser un seguimiento de cada uno de los jueces, sino que a lo que apunta es la posibilidad de la víctima de tener un juicio acorde en el que se respete la perspectiva de género y que “en caso de conocerse que un juez o jueza no está siendo objetivo en su trabajo se lo pueda recusar”.  

Precisamente, el marco normativo interno y externo impone adecuar la garantía del juez o jueza imparcial para todas las personas, como así también la obligación de guiar los procesos y el juzgamiento con perspectiva de género para garantizar la igualdad ante la ley, la no discriminación y evitar toda práctica que tienda a la revictimización. Acotan que el derecho a ser juzgados o juzgadas con perspectiva de género y sin discriminación “es uno de los principios que sustentan el derecho al debido proceso”. 

“Los jueces y las juezas que adopten una posición parcial contraria a valorar con perspectiva de género los casos sobre los que le toca juzgar, en claro incumplimiento con sus obligaciones legales, convencionales y constitucionales, corresponde que se inhiban o sean apartarlos de las actuaciones, ya que estas posiciones resultan contrarias al avance de los Derechos Humanos de las mujeres, y de la resolución de causas judiciales con perspectiva de género y sin discriminación”, se señala en otro tramo de la fundamentación.  

Los proyectos (14912 y 14913) ingresaron por Mesa de Entradas el 11 de enero y llevan las firmas de Carlos Coggiola (PDC), Ayelén Gutiérrez (FdT), Soledad Martínez (FdT), Soledad Salaburu (FdT), Leticia Esteves (Juntos por el Cambio) y Karina Montecinos (CC-ARI). 

Deja un comentario