Sergio Winkelman se manifestó esperanzado con el nuevo pliego del transporte, después del “fracaso del año pasado”

En la sesión ordinaria número 6 del Concejo Deliberante se trató, entre otros temas, el pliego por el servicio del transporte urbano de pasajeros. En líneas generales, se mantuvieron los puntos presentados por el proyecto del año pasado que dejó desierto el desarrollo de la licitación. Sin embargo, las pocas modificaciones introducidas y un contexto de pandemia muy distinto, ”dan esperanzas de que este proceso puede ser favorable y satisfactorio”, según expresó el presidente del Concejo, Sergio Winkelam.

Entre las modificaciones más importantes, consideradas por Winkelman está la eliminación del porcentaje de rentabilidad empresarial, como elemento constitutivo de la tarifa. “El pliego no fija un porcentaje de utilidades, tal como lo hacía el anterior y esto le  da cierto reaseguro al municipio”, expresó el concejal del MPN, entrevistado en RSM Radio.

Asimismo, en esta oportunidad el pliego se incorporó la posibilidad de que, mediante un Decreto, se pueda modificar el cuadro tarifario. “Se delega en el ejecutivo municipal el ajuste con un mecanismo que está vigente para las tarifas de la Cooperativa de Agua y Saneamiento”, explicó Winkelman, poniendo en valor estas modificaciones con vistas a la presentación de empresas interesadas.

En este sentido, también destacó otras diferencias con relación a la licitación anterior: “Con relación al año pasado en donde fracasamos con el proceso licitatorio, hay algunos datos que son favorables. La situación de la pandemia está en niveles más bajos que el anterior. Esto significa que las restricciones en la cantidad de pasajeros por vehículo han desaparecido. Esto nos da esperanzas de que este proceso puede ser favorable y satisfactorio”, indicó.

Deja un comentario