Las precipitaciones produjeron deslaves y desmoronamientos en distintos puntos de la ciudad

Las precipitaciones de lluvia registradas este fin de semana produjeron en desmoronamientos en algunos sectores urbanos y deslaves en los caminos de la región. Desde el área de Protección Civil municipal informaron de un muro de contención que cedió, en el barrio Cantera.

El desmoronamiento del muro generó un movimiento de una vivienda sobre otra. El hecho se produjo en lote 11 del mencionado barrio y no hubo que lamentar heridos. A los trabajos del personal de Protección Civil, se sumaron las tareas de Desarrollo Social y Planificación, evaluando la situación edilicia de las estructuras afectadas. Las personas que residen en el lugar, fueron evacuadas y trasladadas a un domicilio familiar.

Por su parte, se registró un deslave en la ruta provincial 63, que une al camino de 7 Lagos con Villa Meliquina. Allí, las lluvias provocaron la caída de un árbol y el desmoronamiento del terreno, cortando transitoriamente la circulación de vehículo.

Por otro lado, y de acuerdo a lo precisado por la dirección de Protección Civil, a pocos metros del mirador Bandurrrias existe un sector con piedras de mediano porte cuya base sufrió un desprendimiento, que podría caer, de mantenerse las intensas lluvias. Se recomienda circular con extrema precaución sobre el sector, no permanecer estacionados en el mirador ni sobre la subida, sobre todo en los momentos de mayores precipitaciones.

Deja un comentario