Otra vez golpearon a un árbitro en la primera fecha de LISFUSMA

Este domingo arrancó la primera fecha del torneo de LIFUSMA, donde en el último turno, en la cancha de la “Usina”, se enfrentaban Sarmiento y Vallejos. Lamentablemente no finalizó el encuentro, ya que el árbitro, el mismo que en diciembre del año 2017 fue agredido salvajemente, fue agredido nuevamente minutos antes de que finalice el partido.

A falta de segundos para cumplirse los 45 minutos del segundo tiempo, ambos equipos empataban 1 a 1 y tras haber adicionado 5 minutos más, un infracción hizo que el juez del encuentro le saque la segunda amarilla a uno de los jugadores de Sarmiento y por ende lo expulsó.

Por esa decisión del árbitro, el jugador le propinó dos piñas en el rostro al juez. Rápidamente compañeros del agresor, lo retiraron del lugar y el árbitro dio por terminado el encuentro, sin que se jueguen los minutos restantes. Hasta que el juez se acercó a la mesa a realizar el informe correspondiente recibió insultos por parte del agresor y parte de la hinchada.

Cabe recordar que el 16 de diciembre de 2017 el mismo árbitro junto con la terna arbitral fueron agredidos salvajemente y debieron ser atendidos en el Hospital Ramón Carrillo. Por esa agresión, los jugadores envueltos en ese episodio recibieron 7 años de suspensión. Ahora, una vez más ganaron los violentos, una vez más un partido de fútbol se ve envuelto en un episodio de violencia y parece que no va a acabar.

Dejá una respuesta

error: Contenido protegido ante copia