Turistas y residentes visitan la Cascada de Ñivinco a pesar de que se encuentra cerrada por riesgo sanitario

Desde el pasado 15 de noviembre de 2019 la intendencia del Parque Nacional Nahuel Huapi informó que para evitar el contagio de enfermedades transmitidas por roedores “se deben incrementar las medidas de prevención para evitar el contagio de enfermedades zoonóticas como el hantavirus, que es endémica de toda la región, con especial atención en la zona de floración masiva de la caña colihue al noroeste del Parque Nacional”.

Al realizar los controles necesarios, las autoridades de Parques encontraron roedores en el lugar por lo que el motivo para evitar el contagio de enfermedades se tomó la decisión de cerrar temporalmente diversos senderos, entre ellos también algunas zonas de acampe.

Algunas medidas de prevención radican en evitar ingresar a las zonas donde existe RIESGO SANITARIO, acampar en áreas habilitadas, mantener las carpas cerradas, evitar acostarse en bolsas de dormir a la intemperie, resguardar la comida en recipientes cerrados, y no llevarse a la boca tallos, hojas y frutos silvestres.

Sin embargo parece que nada de esto se está cumpliendo en la Cascada de Ñivinco. Turistas y residentes tanto de nuestra ciudad como de Villa La Angostura y alrededores hacen caso omiso a las indicaciones de las autoridades.

Un vecino que circulaba por la zona recorrió la playa de estacionamiento del lugar y grabó un vídeo y lo compartió a las redes. Si bien parecen palabras dudas su testimonio hace pensar sobre la conducta de las personas que visitan la zona. «Por favor respetemos los carteles si dice No Pasar es NO PASAR ok. Gracias. Esto es tanto para locales como turistas.. Por Favor no queremos lamentarnos después», expresó el vecino.

Deja un comentario