Debido a los efectos del temporal se declarará la emergencia climática en la provincia

En los próximos días el gobernador Omar Gutiérrez decretará la emergencia climática en Neuquén para mitigar las consecuencias que ocasionaron las fuertes nevadas sobre el sector ganadero de la provincia. Los especialistas calificaron el temporal de los últimos días como un fenómeno extraordinario.

El mandatario provincial sostuvo en los micrófonos de LU5 que «se están definiendo los sectores» que alcanzará la declaración de emergencia. La medida «permite agilizar los procedimientos y tramitar fondos reservados para la asistencia». Los mismos serán tramitados por Gutiérrez ante Nación, este martes durante sus reuniones con diferentes ministros del Gabinete nacional.

La norma permitirá disponer de mayor ayuda económica a los productores y también gestionar recursos ante el gobierno nacional u otros organismos. El marco legal con el que cuenta la provincia es la ley 3117 que crea el Sistema Nacional para la Prevención y Mitigación de Emergencias y Desastres Agropecuarios.

Se considera que las nevadas de junio y julio son de las más importantes en la historia de la provincia y las más fuertes de los últimos diez años. El referente del área de meteorología de la Autoridad Interjurisdiccional de Cuencas (AIC), Fernando Frassetto, indicó la semana pasada que las condiciones climáticas son históricas y que aún queda otro frente polar más.

Frassetto señaló que el aire polar cubrió toda la provincia, con un mes de julio muy frío, que se mantendrá en agosto y septiembre. Además, manifestó que ingresará otro frente de lluvia y nieve, que hará que la provincia salga del ciclo de extrema sequía.

Pero los efectos del fenómeno, que augura que se termine la sequía, causó varios inconvenientes al mismo tiempo para el tránsito, la producción -principalmente los crianceros- y otras actividades económicas y sociales.

Deja un comentario

error: Contenido protegido ante copia