Consumió en restaurante céntrico y antes de retirarse intentó romper la vidriera con una silla metálica

El insólito hecho ocurrió en el restaurante «The Corner» ubicado en las esquinas de Villegas y Mariano Moreno este miércoles minutos antes de las 21 horas. Allí un hombre que se encontraba consumiendo una cena en el local terminó siendo detenido por personal policial cuando intentó romper un ventanal con una silla.

Todo quedó registrado por las cámaras de seguridad del local. En comunicación con RSM, la dueña del restaurante comentó que «el hombre ingresó y solicitó un menú que es bastante abundante y una cerveza. Cenó de forma tranquila, pero llamó la atención que comió todo el tiempo con el gorro y con los guantes puestos. En cierto momento, tal como lo muestran las imágenes, se levanta, toma la silla metálica y revolea la misma contra el vidrio», explica Yossarin.

El vidrio no explotó en mil pedazos afortunadamente gracias a que todos los ventanales de la esquina donde está ubicado el restaurante son blindados. «La silla es de metal y la terminó doblando toda del golpe que le dio contra el ventanal», explica la mujer.

«En el momento que hace eso, intenta escapar y detrás sale mi marido y el chef. Lo alcanzan a mitad de cuadra y lo retienen hasta que llegó la policía», añade Yossarin. De acuerdo a la información que le brindaron los efectivos policiales, el hombre era intensamente buscado desde enero, oriundo de Buenos Aires, que desde hace meses está en la ciudad y tiene varios antecedentes de realizar este tipo de maniobras para no pagar y escapar.

«Nos dijeron que no podían agarrarlo desde hace tiempo. Ahora pudieron detenerlo porque mi marido y el chef lo retuvieron. El hombre pernoctaba en la sala del Hospital, pero de acuerdo al perfil que tenían de él, era un hombre tranquilo», cuenta la mujer, que minutos más tarde del hecho su marido se presentó en la comisaría para realizar la denuncia.

De acuerdo al testimonio de las víctimas que lograron recabar cuando se presentaron en la Comisaría 23°, el hombre cada vez que se lo intentaba identificar aducía llamarse con nombres falsos y se negaba a hablar. En las próximas horas efectivos policiales intentaban determinar antecedentes del hombre y sus orígenes.

El fiscal interviniente quedó a cargo de la causa ya que se realizó la denuncia correspondiente. En el lugar trabajó personal de la Comisaría 23° y no hubo que lamentar ninguna persona herida.

Deja un comentario

error: Contenido protegido ante copia