Suspendieron las clases de Educación Física en el gimnasio Primeros Pobladores hasta que se garanticen los espacios adecuados

Desde el inicio del ciclo lectivo 2022, los docentes de Educación Física de las escuelas medias y técnicas de nuestra ciudad están solicitando que se brinden las condiciones necesarias para poder desarrollar las clases. Debido a que ninguna de las escuelas, con excepción del CPEM 57 cuenta con espacio propio para el dictado de la materia, desde el Consejo Provincial de Educación se firman cada año convenios con gimnasios municipales y privados. 

Este año, los convenios llegaron demorados y, a esa situación, se sumó que en el gimnasio Primeros Pobladores (SUM de El Arenal), Desarrollo Social está albergando a algunas de las familias de la toma de la ruta 48, lo que genera que los alumnos tengan que compartir el espacio con personas ajenas a las instituciones educativas. 

Durante la sesión ordinaria del jueves, se acercaron docentes, representantes de ATEN y la supervisora de Educación Física Zona Sur, Soledad Borghese, a exponer su situación. Juan Milana, jefe del aŕa del CPEM 13 expresó, frente a los concejales: “El mismo Municipio es el que firma un convenio con el CPE (Consejo Provincial de Educación) para permitirle el uso del gimnasio a las escuelas y, por otro lado, el mismo Municipio está mandando a Desarrollo Social a poner gente en el mismo lugar”. Estas familias tienen habilitado el uso de uno de los baños y de la cocina, quedando uno solo baño para los alumnos y alumnas.

Por otra parte, explicaron que los materiales están en la cocina, en el mismo hall de entrada del gimnasio, por lo que para poder moverlos tienen que “correr los juguetes de los chicos y pedirle a la gente que está ahí que se corra”.  

Hace dos semanas, decidieron comenzar a dictar clases con la promesa de que esta situación iba a ser solo por un tiempo porque de que en 10 días Desarrollo Social iba a hacer otros baños afuera, algo que todavía no ocurrió. Por toda esta situación es que, de común acuerdo, docentes, supervisores y directivos de los establecimientos decidieron este jueves suspender las clases hasta tanto se solucione este problema.  

En una nota puntualizaron cuáles son los todos los inconvenientes existentes hasta hoy: 

  1. A excepción del CPEM 57, ninguna escuela media de la localidad cuenta con Gimnasio Propio. Lo que nos obliga a un traslado de alumnas/os y docentes por toda la ciudad, teniendo espacios de clases hasta a 10 kilómetros del edificio escolar. 
  1. Los convenios con gimnasios privados y municipales todos los años se formulan tarde haciendo necesario que todos los años generemos otro tipo de proyecto para poder cumplir nuestras horas de trabajo en los primeros de clase.  
  1. Los gimnasios privados con los que se hace convenio, cuando llegan son los únicos que están en condiciones medianamente aceptables para dar clases. 
  1. En los gimnasios municipales hace años que hay problemas con las calderas, teniendo que dar clases durante los meses de invierno y casi todo el año en los horarios de la mañana en condiciones de temperatura menores a los 5° Centígrados. 
  1. Actualmente, no contamos con uno de los gimnasios, el Javier Carriqueo (Chacra 2) por no tener la instalación de gas en condiciones y, por tanto, no tener calefacción.  Además, a ese gimnasio se le derrumbaron 2 paredes y una ventana solo con viento en el tiempo que lleva construido, haciendo que todo el tiempo demos clases con miedo de que se vuelva a derrumbar. Por último, el techo tiene varias goteras 
  1. El gimnasio Elio “Chango” Soria tiene varias goteras, una muy grande en una de las áreas de Handbol. Las calderas son ruidosas al punto de pasar los 90 decibeles y no se pueden apagar porque luego no encienden. Esto genera problemas de audición y nos obliga a forzar la voz más de lo que ya lo hacemos por profesión. 
  1. El SUM del arenal hace 7 años que tiene problemas de calderas, así que durante todo ese tiempo dimos clases en condiciones de frío extremo. Además de eso a partir del año pasado hay gente viviendo en el albergue por lo que para sacar el material debemos muchas veces esquivar colchones y juguetes, más allá de compartir el baño y duchas con gente ajena a las escuelas. Este año además hay más familias alojadas allí y se nos pide que demos clases a grupos mixtos utilizando un solo baño. Todo esto sin fecha de solución aparente. 
  1. Las horas de Educación Física asignadas a las escuelas no son creadas al mismo tiempo que se crean los cursos, llegan con suerte al año siguiente por lo que además de que las condiciones de espacios son denigrantes muchas veces debemos juntar grupos llegando a tener hasta 50 alumnos en una clase. 
  1. En los últimos años, el crecimiento vegetativo de las escuelas en la localidad ha sido enorme y por eso se han creado muchos cursos nuevos que siempre vienen sin horas de educación física y por supuesto nunca se prevé que habrá necesidad de más material deportivo. Esto nos tiene trabajando a veces con 40 chicos en medio gimnasio con 5 pelotas, por ejemplo. El material didáctico ya de por sí entonces, es muy escaso, mucho más siendo que debe ser repartido en todos los espacios de clases que a veces son 4 diferentes en una misma escuela. Esto muchas veces incluso obliga al docente a buscar material en un lugar para llevar a otro y luego devolverlo trabajando así mucho más tiempo del que se le paga y gastando combustible de más. 

Deja un comentario