Se organizaron los vecinos de la ladera del Curruhuinca, juntaron residuos y las colocaron en bateas municipales

Durante la tarde/noche vecinos de diferentes barrios del sector de la ladera del cerro Curruhuinca se organizaron para dar una solución a la gran cantidad de basura que existía en las calles desde hace una semana.

Uno de los vecinos expresó a este medio que «la necesidad surgió porque la cantidad de residuos era mucha. Teníamos todos los recursos por eso nos organizamos y levantamos los residuos desde el barrio Calderón hasta el Buenos Aires Chico. La basura fue trasladada con camiones de gente del barrio que colaboró, a las bateas a municipales».

«Hablamos con el secretario de Obras y Servicios Públicos para conocer donde podíamos depositar los residuos, hablamos con el intendente y todo lo que hicimos fue de parte de los vecinos para el pueblo», finalizó diciendo uno de los colaboradores.

MUNICIPALES IMPIDIERON QUE UNA DE LAS BATEAS SALGA HACIA ALICURÁ

Durante la noche del miércoles, alrededor de las 21 horas, un grupo de empleados municipales pertenecientes a la Junta Interna Municipal de ATE se hizo presente en el predio de Guardas Ambientales donde impidieron que una de las bateas que se encontraba cargada de residuos pueda salir hacia Alicurá.

«El municipio contrató a un chofer privado para conducir uno de los camiones municipales con la batea para ser llevada hacia el relleno sanitario en Alicurá. No podemos permitir una situación así», expresó una de las personas que se encontraba en la puerta del mencionado predio.

Debido a las medidas que rigen para evitar que aumenten los contagios por COVID, personal policial se hizo presente en el lugar minutos después de las 21 horas, para explicarles que no podían continuar en el lugar. Tras ellos los representantes gremiales se retiraron del lugar.

Foto: RSM

VECINOS LLEVARON BOLSAS DE RESIDUOS A LA OFICINA DE CONTRALORÍA MUNICIPAL

Como medida de protesta por el paro llevado adelante por los empleados municipales, un grupo de vecinos intentaba depositar residuos en las oficinas de la Junta Interna Municipal de ATE.

Sin embargo equivocaron el lugar y depositaron una decena de bolsas y cajas en la puerta de las oficinas donde funciona Contraloría Municipal, al lado del Instituto de Vivienda y Hábitat.

La misma situación ocurrió en septiembre del año pasado cuando un grupo de vecinos, cansados de la situación similar que ocurrió en aquella oportunidad, depositaron los residuos en ATE Zona Sur, gremio que no tiene que ver con los empleados municipales.

Deja un comentario